enero 05, 2012

Año nuevo

No tengo ganas de hacer balances. No sé que podría resultar.
Sé que en muchos aspectos este fue uno de los mejores años. Hice bastantes cosas que si me pongo a enumerarlas parecen pocas, o se me olvidan. Pero digamos que me deja una sensación de tranquilidad, de saber que no fue un año al pedo.
¿Hay años al pedo? Tema para otra entrada. O no.

No pude evitar (no puedo evitar) pensar que sólo se trató de pasar de un sábado a un domingo y que la gente lo sobre dimensiona mucho. Como si porque fuera año nuevo todos los contadores empezaran de cero. Y puede que eso pase, pero es porque así lo queremos, no por que sea 01/01. En cualquier momento, con sólo proponérnoslo pueden empezar de cero. Todos los días pueden ser año nuevo.

Bueno, esa última frase fue una forrada. Pero no deja de tener ciertos visos de verdad.


Pero sí, un poco de fé le tengo a este año.
Y le voy a poner pilas, que siempre ayuda.

No hay comentarios: